www.articubetechnology.com

SGI 1050041

El Centro de Investigación AZTI-TECNALIA valida nuestra tecnología

azti logoAZTI-Tecnalia ha validado la capacidad de la tecnología Articube para enfriar copas y hielos en pocos segundos.

La tecnología Articube permite enfriar copas hasta -55ºC y hielos hasta -70ºC en pocos segundos, según ha podido certificar la Unidad de Investigación Alimentaria de AZTI-Tecnalia. Las pruebas sensoriales llevadas a cabo en los laboratorios del centro tecnológico han constatado, además, que Articube mejora el sabor, el aroma, la temperatura en boca, el aspecto de la copa y la aceptación general del popular combinado.

AZTI-Tecnalia ha verificado que esta tecnología permite mantener la temperatura del gin-tonic un 50% más fría durante al menos 40 minutos con respecto a una copa y hielos convencionales. Los cubitos tratados con Articube demostraron una mayor duración; por tanto, al tardar más tiempo en diluirse se disminuye el volumen de agua en la bebida, lo que ayuda a mantener el sabor original del preparado. En concreto, el deshielo se reduce en un 50% pasados los primeros 10 minutos y en un 40% tras 40 minutos, con respecto a hielos sin tratar.

Las pruebas experimentales se llevaron a cabo combinando ginebra y tónica a distintas temperaturas y sometiendo las copas y hielos al efecto del gas carbónico líquido. En todos los casos, se emplearon 250 gramos de hielo cúbico, 50 mL de ginebra y 250 mL de tónica. Las pruebas realizadas con las temperaturas más habituales de ambos ingredientes en hostelería -ginebra a 24ºC y tónica a 4ºC- demostraron que la tecnología Articube permite que la bebida puede alcanzar una temperatura de hasta -2,3ºC durante los diez primeros minutos, mientras que un combinado convencional logra una temperatura de 3,8ºC. Transcurridos 40 minutos, el gin-tonic preparado con Articube muestra una temperatura de 1,1ºC y el convencional, 4,3ºC.

AZTI-Tecnalia calculó igualmente el porcentaje de deshielo de los cubitos; es decir, los gramos de agua desprendidos por cada 100 gramos de hielo. Una vez elaborado el gin-tonic a la temperatura habitual de los ingredientes en hostelería, la novedosa tecnología propicia que sólo un 8% del peso del hielo se transforme en agua durante los 10 primeros minutos, mientras que el hielo no tratado con gas carbónico líquido elimina en forma de agua un 20% de su peso. Transcurridos 40 minutos, el hielo enfriado con Articube pierde un 23% de agua; y los cubitos convencionales, un 36%.

Una tecnología que permita enfriar rápidamente las copas y aumentar la duración de los hielos, de nada serviría si la calidad sensorial del coctel se viera afectada negativamente. Por ello, en el laboratorio de análisis sensorial de AZTI-Tecnalia, un grupo de siete expertos en preparación y cata de gin-tonics analizaron los cocteles obtenidos. Estas pruebas constataron que Articube no sólo no produce un efecto negativo, si no que mejora el sabor, el aroma, la temperatura en boca, el aspecto de la copa y la aceptación general del popular combinado.